Musica Valenciana.



Sant Rorro


Valenciano

Deu em done inspiració 
per a poder explicar 
la vida de un sant varó 
que es digna de mencionar. 

que vinga el deu Baco 
que ens porte un porró... 
i que ens allumene 
en aquesta acassió. 

Es Sant Rorro el mes lluit 
i es el Sant mes miraclós 
que per a pagar migeta 
mai no a sigut pereós. 

Quan era xiquet 
apenes parlaba 
anaba a les tendes (1)
i s'enborratxaba.

Quan ja se feu mes fadrí 
li aumentá la devoció 
no podia pasar dia 
sense pendré canyamó. 

Per allá on anaba 
prenia amistat 
amb les taberneres 
que el donen fiat. 

Sabia totes les tendes 
quin vi era el mes aixut 
on el venien barato 
i on el donaven mes pur. 

I allí se gastaba 
si portaba un duro 
s'en anaba a casa 
amb un pet com un xurro. 

Quan tenia mes edat 
ja tenía millor cor 
es feu molt aficionat 
a donar el truc i flor. (2)

Si dien "envide" 
tiraba la "falta" 
San Rorro mig canter 
de ví se colaba. 

Si alguns per casualitat 
teníu la dona partera 
en conter de xocolate 
doneu-li la bota plena. 

Es la millor medecina 
per a la partera avui 
en conter de la gallina 
doneu-li el cuiro de ví. 

Senyores, que el caldo 
dona inflamació 
doneu-li ginebra 
i ví del millor. 

Sant Rorro prengué amistat 
amb una "agüela" beata 
quan anaben a resar 
omplien la carabassa. 

I quan arribaben 
al "amen i gloria" 
els dos s'empinaben 
la carabassola. 

Per a final del rosari 
es menjaven un mosset 
entraben en la bodega 
i omplien el tonellet. 

Li vindría a cabre 
decálito i mig 
i tot sel colaben 
avanç de les sis. 

La beata ja parlaba 
en italiá i en francés 
i Sant Rorro s'en anaba 
caiguent-se per el carrer. 

Cantant seguidilles 
aquell mal feiner 
anaba borratxo 
com un dolçainer. 

Quan es va morir Sant Rorro 
molts amics l'acompanyaren 
com tots volien portar-lo 
al ultim se'l sortejaren 

I ademés portaren 
deu cuiros de ví 
per anar tastant-los 
durant el camí. 

Adeu Sant Rorro bendito 
que mai has quedat a deure 
dona salut als borratxos 
i moltes ganes de beure. 

I el vostre perdó 
en la glòria etèrna 
al cel ens aguarde 
amb la bota plena.

Español

Dios me dé inspiración
para poder explicar
la vida de un santo varón
que es digna de mencionar

que venga al dios Baco
que nos traiga un porrón
y que nos ilumine
en esta ocasión.

Es San Rorro el mas lúcido
y es el santo mas milagroso
que para pagar una ronda
nunca ha sido perezoso.

Cuando era niño
apenas hablaba
iba a las tiendas 
y se emborrachaba.

Cuando se hizo mas mayor
le aumentó la devoción
no podía pasar día
sin tomar cañamón.

Por allá donde iba
tomaba amistad
con las taberneras
que lo dan fiado.

Sabía todas las tiendas
que vino era el mas seco
donde lo vendian barato
y donde lo daban mas puro.

Y allí se gastaba
si llevaba un duro
se marchaba a casa
con un pedo como un churro.

Cuando tenía mas edad
ya tenía mejor corazón
se hizo aficionado
a dar el "truc i flor"

Si decían "envido"
tiraba la "falta"
San Rorro medio cántaro 
de vino se colaba.

Si alguno por casualidad
teneis la mujer parturienta
en vez de chocolate
dadle la bota llena.

Es la mejor medicina
para la parturienta hoy
en vez de la gallina
dadle el cuero de vino.

Señoras, que el caldo
da inflamación
dale ginebra
y vino del mejor.

San Rorro hizo amistad
con una abuela beata
cuando iban a rezar
llenaban la calabaza.

Y cuando llegaban
al "amén y glória"
los dos se empinaban
la calabazuela.

Para final del rosario
se comían un bocado
entraban en la bodega
y llenaban el tonelillo.

Le vendría a caber
decálitro y medio
y todo se lo colaban
antes de las seis.

La beata ya hablaba
en italiano y en francés
y San Rorro se iba
cayéndose por la calle.

Cantando seguidillas
aquel mal trabajador
iba borracho
como un dulzainero.

Cuando se murió San Rorro
muchos amigos lo acompañaron
como todos querían llevarlo
al final se lo sortearon.

Y además llevaban
diez cueros de vino
para ir catándolos
durante el camino.

Adiós San Rorro bendito
que nunca has quedado a deber
dá salud a los borrachos
y muchas ganas de beber.

Y vuestro perdón
en la glória eterna
en el cielo nos espere
con la bota llena.